Un ratito con… David do Nascimento

Durante el mes de julio vamos a tener la inmensa suerte de contar entre nuestro equipo con David do Nascimento, un pintor emergente con una obra muy personal. Además contaremos con una exposición de su obra y tendremos la ocasión de que David nos explique su trabajo el próximo 24 de junio a las 20h en una charla muy recomendable.

En la pintura de David do Nascimento los espacios están teñidos de una luz tan mágica que parece acariciar el fauvismo por un instante. Y aunque parezca contradictorio su pintura es verdad, desnuda, cruda y brutal, algo que se agradece mucho en esta vida de imágenes amaneradas. En su obra parece que cualquier trocito de realidad es susceptible de convertirse en pretexto para experimentar con la luz y la materia y elevarla a una categoría más trascendente y conectar con una mirada más elevada.

Aunque parezca una obra que se mueve en el formalismo y cuyos temas parecen ser sólo el soporte de la Pintura en mayúsculas, sus paisajes castellanos son de una profundidad tan descarada que nos enamoraron.

Bueno, os dejamos con la entrevista que tuvimos la ocasión de hacerle para que vayáis abriendo boca antes de la charla que dará el próximo 24 de junio.

NOMBRE: David do Nascimento Beyrich

Edad: 26

Disciplina: Pintura

¿Cómo definirías tu obra?

 Sigo queriendo aprender formas de comunicarme, aunque a grandes rasgos pienso que en la mayoría de pinturas que he pintado hasta ahora predomina el color ante el claroscuro. Aun así, tengo este aspecto muy en cuenta, y cada día me esfuerzo por intentar acercarme e integrar de la mejor manera conceptos del claroscuro, poquito a poco, sigo cambiante y evolucionando, desde que empecé a pintar a óleo (hace unos cinco años) noto en mis pinturas experimentación constante. Necesito probar todas las formas posibles de aplicar la pintura. Siendo un poco más concreto, a día de hoy definiría mi obra como ecléctica y en proceso…

¿Qué quieres expresar con tu obra?

 Quiero expresar conocimiento. Cada nueva pintura es una oportunidad para transmitir de una manera más jugosa para los sentidos una ilusión. Durante la vida, estamos viendo colores constantemente, pero por razones que no sé explicar, hay colores que me emocionan, que me llaman demasiado la atención, colores que durante un momento de luz no quiero dejar de mirarlos, me atraen… Pues cuando tengo este sentimiento quiero transmitirlo; deseo comunicar estas sensaciones de color que me llaman tanto la atención. Luego, a parte, es que me encanta dibujar y me pasa lo mismo con las estructuras que identifico en la vida (leyendo esto, parece que lo que quiero expresar con mi obra es que me encanta vivir). Me alegro mucho de vivir y de tener la oportunidad de VER en cualquier parte.

¿Qué es para ti el arte?

Para mí, el arte tiene que ver con la manera y la forma en que nos movemos por el espacio. El cómo nos desenvolvemos dentro de nuestras circunstancias atendiendo a nuestros sentidos, emociones, pensamientos, recuerdos, sentimientos y sensaciones. Y dicho más en bruto, creo que es la forma en que demostramos que amamos.

Fuentes de inspiración.

Desde lo más personal, el maestro Víctor Hugo Chacón Ferrey, basta mencionarle para que me ponga en tensión al instante y me pregunte: ¿qué estoy haciendo, por qué no estoy pintando? Le menciono porque, para mí, es y simboliza la pintura en persona. Es la persona que cuando la conocí, conocí a un PINTOR, una persona con el corazón en su pasión, en la pintura. Una persona que habla de pintura y como se descuide se le sale el corazón por la boca…

 Y bueno, pienso que la inspiración está en querer disfrutar de las situaciones que te da la vida. De ese amor, de ese querer, de esa voluntad, nace todo.

Una obra y un artista importante para ti.

 Me resulta muy difícil escoger, porque muchas obras te dicen algo y siempre es importante todo lo que te pueden llegar comunicar. Pero bueno, una de las que más me ha impactado recientemente, es «El geógrafo» de Vermeer que forma parte de la colección del museo Stadl de Frankfurt. La luminosidad que existe en lo que representa la sombra de la composición, me tiene absolutamente fascinado, me parece una maravilla de las cosas que se pueden ver.

 Y para artistas importantes, mis padres y mis amigos. Y después, todas las personas que se han esforzado en educarme.

 De los pintores que conozco personalmente, admiro profundamente a Víctor Chacón Ferrey, a Sara Oblisar, a José Sánchez Carralero, a Macarena Ruíz, a Guillermo Oyagüez Montero y a Carlos Muñoz de Pablos.

 Y ya, hablando de artistas reconocidas (que no conozco personalmente), mencionaré unas cuantas, porque no me parece justo mencionar solo una: Euan Uglow, Alberto Giacometti, Paul Cézanne, Helene Schjerfbeck, Nicolas de Staël, Paula Rego, Giorgio Morandi, Frantisek Kupka, Francis Bacon, Lotte Laserstein, Théodore Gericault, Manuel Díaz-Caneja, Anglada-Camarasa entre otras…

¿En qué medida es o no autobiográfica tu obra?

 Completamente, mi obra es mi vida.

¿Con qué técnica te encuentras más cómodo?

 Con el lápiz.

¿Cómo te has formado?

 Mi padre dibujaba conmigo desde pequeño, nunca dejé de dibujar, aunque si he tenido momentos donde lo hice menos, sobre todo en la adolescencia, donde me dedicaba más a jugar al fútbol… Luego hice el bachillerato de artes en la Escuela de arte «La Palma», he estado en varias academias de dibujo y pintura, y finalmente ingresé en bellas artes en la Universidad Complutense de Madrid, donde este martes termino porque presento el trabajo de fin de grado. Desde la universidad es donde más he aprendido sobre pintura y dibujo.

¿Cuándo te diste cuenta de que querías dedicarte al mundo del arte?

 Pues, como ya he dicho anteriormente, el dibujo siempre me ha acompañado a lo largo de mi vida, unas veces con más intensidad y otras con menos, pero siempre ha estado presente. Aun así, el momento más decisivo fue cuando me lesioné del ligamento cruzado anterior jugando al fútbol con 17 años, desde ese momento las costumbres de mi vida dieron el vuelco total. Cambiaron mis costumbres, y empecé a centrarme en «el mundo del arte». Comencé por la música, me dediqué cinco años a tocar el bajo, y cuatro de esos años estuve en un grupo de Rock alternativo con esencia progresiva. Pero el último año del grupo, coincidió también con que, en la universidad, conocí a Víctor Chacón y comencé a aprender lo que significa la pintura en nuestra cultura y mi corazón se volcaba cada vez más, hasta que llegó el punto de querer dejar el mundillo de la música para centrarme completamente en la pintura, que es lo que más me importa en la vida (puedo afirmar hoy con confianza y orgullo). Ya puedo decir que quiero dedicar mi vida a la pintura.

¿Cómo es tu rutina de trabajo?

 Mi rutina de trabajo es una rutina común, solo que prefiero depender de la luz del día lo máximo posible. Lo mejor es hacer sesiones de entre 3 y 5 horas como mínimo, este período pienso que es fructífero para el desarrollo tanto como espiritual y/o psicológico, como el desarrollo del conocimiento pictórico; una sesión por la mañana y otra por la tarde, esto sería lo más normal, claro que puede haber también sesiones de madrugada y nocturnas, pero estas son más excepcionales… Y bueno, al pintar del natural, la guinda del pastel es pintar a la luz del atardecer en verano, una experiencia sensacional por la luz y la temperatura…

¿En qué estás trabajando ahora mismo? ¿Próximos proyectos?

 Bueno estoy acabando un proyecto de pintar sobre soportes usados, maltratados y abandonados por otras personas (estudiantes de la facultad de bellas artes). Es un proyecto de reciclaje, donde he restaurado y preparado estos soportes para pintar encima del mejor modo posible con la intención de aprovechar de la mejor manera los espacios de color que más me interesaban bajo una jerarquía de luminosidad; que me ha venido muy bien para experimentar mucho con la aplicación de la pintura, sin el objetivo de representar nada en concreto, por supuesto que a medida que avanzas en el dominio del territorio (soporte), la tarea se va dificultando y como cualquier otra pintura se va transformado en un plan, en un tejido de reflexiones que buscan el equilibrio compositivo, la armonía del conjunto y una jugosidad o riqueza visual-pictórica.

 Y mis próximos proyectos son pintar del natural influenciado por los paisajes de Losar de la Vera (Cáceres) en agosto, y en Altea (Alicante) en septiembre. Y el curso que viene, hacer un máster de producción e investigación artística en la facultad de bellas artes de la universidad de Granada.

Próximas exposiciones

 Aquí, en la academia «La Artigua», gracias a vosotras.

¿Dónde podemos contemplar tu obra?

 En mi casa o en internet.

¿Web. Instagram, fb?

https://www.instagram.com/vidnascimento/

http://cursodepintoresdesegovia.es/david-do-nascimento-beyrich.html


Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *